En El Piquete:

Cómo vivo siguiendo mis principios usando resistencia factible contra el pago de impuestos

Como la mayor parte de los norteamericanos, yo apoyaba al gobierno y su guerra — puedo mirar una forma vieja de “W2” para ver cuánto. Yo no quería apoyar al gobierno, pero debo confesar que mi apoyo estaba en dólares y centavos, mientras que mi oposición estaba en opinión solamente.

Decidí finalmente que no es suficiente negar apoyo moral. Para escuchar a mi conciencia debo poner mi dinero donde está mi boca.

, cesé mi pago del impuesto federal sobre el ingreso y comencé a trabajar por mis principios en lugar de contra ellos. Dejé mi empleo y rebajé mis ingresos con premeditación de suerte que ya no debo pagar el impuesto federal sobre el ingreso. He transformado mi vida, dedicándome a las cosas que realmente important, para poder vivir bien y con seguridad con menores ingresos.

Estoy estando práctico, aprendiendo acerca de los leyes y acerca como de qué modo llevar bien por estando frugal sensiblemente. Estoy aprendiendo de qué modo llevar en mis recursos sin pagar el impuesto federal sobre el ingreso — honradamente, tranquilamente, y legalmente.

Creo que debemos construir un país del cual podamos estar orgullosos — con el sudor de la frente y con transformaciones prácticas, y no con quejas u optimismo injustificado. Debe empezar con cada uno de nosotros, cuando decidamos poner nuestro mayor esfuerzo en favor de nuestros principios, en lugar de permitir que este esfuerzo sea robado por el recaudador de impuestos y luego utilizado en nuestra contra y en contra de nuestras convicciones.

En éste sitio, escribo sobre éste experimento en vivificar mis principios — el porqué elegí esta senda, y lo que estoy aprendiendo durante de viaje. (Pero, escribo en su mayor parte en inglés.)

— Davíd Gross